25 de septiembre de 2014

Otra vez, ¿dónde están las casas imaginadas?


Mi obra en la casa que está en todas las casas

Es otoño. Empieza a hacer fresquito. Llueve día sí, día no. Ese tipo de cosas. He perdido mi paraguas. Creo que me lo dejé en el supermercado. 

Pero la mujer del supermercado dice que no.

Esta mañana, mientras vigilaba el patio, en un charco se reflejaba el cielo tan nítidamente que podía ver los pájaros volar por el suelo. Me hubiera gustado hacerle una foto a la imagen, pero sacar el móvil en horas "de servicio" está penalizado con falta grave. Comer chicle también. Por lo tanto, mascar chicle y sacar el móvil a la vez es doble falta gravísima. Yo vigilo, pero a mí me vigilan. Creo que es una de las cosas  que no me gustan del mundo escolar, la represión; me gustaría que fueran lugares llenos de libertad y creatividad. 

Los alumnos suelen asociar libertad con ruido y gritos. Les pasa eso cuando tienen clase de informática conmigo. Yo les digo que vamos a ser artistas digitales. Y se entusiasman y chillan y se levantan y se pegan. Se pegan de la emoción. En realidad no saben muy bien qué es ser un artista digital –yo tampoco– pero intuyen que mola. Hoy hemos jugado a crear formas con Viscosity. Lo que más les gusta es la opción "Save" porque además de guardar el dibujo lo traslada al salón de una casa imaginaria. En esa casa sale un sillón de Ikea y la obra que acaban de crear enmarcada en la pared. Y yo les digo: ahora vamos a colgar el dibujo en el salón de una casa! Y empiezan a chillar. Y a levantarse. Y a pegarse. Puro nervio. Hoy una niña me dijo muy emocionada: "¿Nuestro dibujo está en todas las casas del mundo ahora mismo?!?" He cambiado de tema. Me ha parecido una idea tan maravillosa, ¿cómo decirle que no?

23 de septiembre de 2014

TENGO UN DESEO

Lo que más deseo en este mundo es...

Dejar mi trabajo. Dejar mi trabajo. Dejar mi trabajo. Dejar mi trabajo. Dejar mi trabajo.

Dejar mi trabajo. Dejar mi trabajo. Dejar mi trabajo. Dejar mi trabajo. Dejar mi trabajo. Dejar mi trabajo.

Y también dejar mi trabajo.

Y descubrir qué es lo que me hace feliz en esta vida, en esta vida única.

¿Por dónde debo empezar?
¿Alguien tiene alguna idea?



Passenger 'Scare Away The Dark' Dir: James Lees from James Lees on Vimeo.




dioses inventados

#stickynoting


Se ha pasado un año entero escrito con H en la pizarra: bocadillo de Hamon. Lamentablemente, a los del bar del chino les han chivado que "Jamón" se escribe Jamón y no Hamon. A mí em encantaba leerlo todas las mañanas en la pizarra, de camino al trabajo, e imaginar que Hamon era un Dios Egipcio, Hamon Ra, y que el bocadillo era en su honor.

Está tan rara la vida. Empieza el otoño. En otros sitios la primavera. Me inquieta no saber qué camino tomar. Me falta fe, a veces. Me gustaría no escoger ninguno y que todo se fuera dando. 

Pasan los coches y se pierden en la otra esquina. Yo sé que algo que se llena de significado también puede vaciarse casi por completo. Goteo. También sé que sucede al revés, que hay tardes en las que pasan cosas bonitas e improbables.

14 de septiembre de 2014

Temazo para el último domingo de vacaciones.






Loca, loca, loca, te volviste loca y disparaste frente a mí que te habías enamorado hace unos años sin decirme nada. Entonces la emoción confirma el sentimiento. Qué mala suerte en el amor, ni buena suerte en el juego. Y si al final lo que hay que vivir, lo que hay que soñar, hay que vivirlo, te vuelvo a dar las gracias, te vuelvo a dar las gracias. Me muero por saber qué paso contigo todos estos años en que no nos vimos, me muero por saber qué pasó en tu casa, necesito esa cara de vulgaridad en mi cama, la que me dice qué hacer, la que pregunta por qué, cómo, cuándo, no sé y dónde. Qué mala suerte en el amor, ni buena suerte en el juego. Y si al final lo que hay que vivir, lo que hay que soñar, hay que vivirlo, te vuelvo a dar las gracias, te vuelvo a dar las gracias. (SOLO)
Qué mala suerte en el amor, ni buena suerte en el juego. Y si al final lo que hay que vivir, lo que hay que soñar, hay que vivirlo, te vuelvo a dar las gracias, te vuelvo a dar las gracias.(PUENTE FINAL)

----

9 de septiembre de 2014

apuntes sobre mi terraza


La noche de luna llena descubrí algo en los tejados que se ven desde mi terraza: un gato blanco juega a perseguir un grillo. Lo observé en presente. 

La brisa de la tarde convierte mi terraza en un barco. Eso también.

Las plantas de mi terraza crecen siempre. Incluso esas pequeñitas que me regaló Eva NY hace un año, unas que tienen nombre genérico planta. Hay una que se queda mustia si no la riego y baja las ramas. Le doy agua y al cabo de unos minutos revive. Las amo.

7 de septiembre de 2014

Una videoconferencia es una llamada telefónica con imagen, punto.



Trailer español 10.000 KM from AVALON on Vimeo.

Estuve viendo con atención 10.000 Km. Retrata bien los problemas de una relación a distancia. Es la típica película en la que estás todo el rato pensando "es verdad, es verdad, es verdad." Siempre es curioso reconocerse.

Hace poco empecé a leer un libro sobre la estructura física de Internet. Eso que pensamos que es invisible y en realidad no lo es en absoluto. Es un relato muy interesante, un viaje a Internet. Bajo el océano están los tubos que nos conectan con otras persona. Si pudiéramos meternos por los tubos llegaríamos hasta allí.

Hay un tercero invisible en las relaciones a distancia: Skype. Y como todo tercero genera discordia. Creo que el problema de Skype es que es un engaño. Un engaño para la vista. Somos básicos: vemos y ya creemos que es... pues no!! Una videoconferencia no es cenar con alguien ni tomar café ni pasar la mañana en la cama. Y mover el muñequito de Google Maps y avanzar por la pantalla por calles pixeladas tampoco es pasear. Aunque hagamos todo eso delante de la pantalla no es lo que representa que es. ¿Eso  puede generar frustración a la larga? O a la corta?

¿Y si para afrontar una relación a distancia lo adecuado fuera darle a los medios virtuales su significado real? Una videoconferencia es una llamada telefónica con imagen, punto. Es probable, incluso, que funcione mucho mejor una carta o un mail como modo de conexión con alguien lejano, ya que no pretende recrear ningún tipo de situación determinada. En fin, son teorías que me saco de la manga.

Esta mañana me he despertado y he sido consciente de que ya hace un año que vivo aquí. Y es raro. Es raro que haya pasado el tiempo, pues parecía que no lo hacía. Inconscientemente he estado todo el día en ese otro yo de hace 12 meses, la jornada me ha dado sutiles pruebas de ello.

Un año ya de esta nueva vida. A veces es harto complicada, otras no. Pero hay que esforzarse y comprometerse con una misma, andar con calma, no quererlo todo inmediatamente.









3 de septiembre de 2014

Soy persona de dibujar regular. Vamos a dejarlo en regular.



He empezado a dibujar en la libreta que me compré para participar en The Sketchbook ProjectLa tengo dando vueltas por mi vida desde hace meses. Me la compré una bonita mañana de domingo primaveral en la Brooklyn Art Library, que es el lugar físico de la colección de sketchbooks. Ese día, después de pasar casi una hora dentro de la librería, despreocupada, feliz, disfrutando de las libretas dibujadas por otras personas que como yo se habían sentido fascinadas por la idea, supe exactamente cómo iba a rellenar la mía. 

Fueron pasando los meses y fue esfumándose ese impulso y esa inspiración y mis ganas de ponerme a ello (creo que es por culpa de la sleeping bag, que es el saco de dormir donde está tan a gusto mi cuaderno...) pero estoy tratando de hacer algo, más o menos digno, para antes del 31 de enero, que es la fecha límite para devolver mi libreta a la librería. Mi principal problema es que yo jamás he sido de dibujar bien. Soy persona de dibujar mal. Ese tipo de persona. Pero puedo apañármelas.

Todos deberíamos ser capaces de poder dibujar nuestra vida, la que queremos, porque es nuestra y solamente hay una, aunque no esté demostrado. Pensarla e irla definiendo. Desgraciadamente, no siempre puede ser así porque entran en juego muchos factores. A menudo no tienen nada que ver con la inspiración.

En el caso de estar en condiciones óptimas para diseñarla, por qué es tan complicado hacerlo sin más? O es que no es complicado? (se admiten comentarios al respecto)

He ido aplazando una decisión creyendo que un día me iluminaría y sabría lo que debo hacer. Pues bien, se hizo la luz, pero no de repente. Primero ha sido la instalación eléctrica, costosa, agotadora y frustrante. He dejado por el camino infinitas causas, y de las importantes, por esa agotadora instalación. Pero he tomado una decisión que se hará efectiva dentro de 9 meses. Y no es un embarazo. 

Me gusta que sea así, con tiempo. Para que jamás pueda auto recriminarme que fue fruto de un estado emocional determinado. Está bien tomar decisiones desde la templanza. Ya no hay un "si esto..." lo otro. No. Porque el rango de valores de la variable de la que depende la condición es demasiado amplio. Así que voy a forzar un valor para salir del bucle. 

¿Y luego qué? 







29 de agosto de 2014

murmullo

En la calle hay un murmullo. Duerme acurrucado junto al banco en el que se sientan 1) los adolescentes, 2) las señoras, 3) los borrachos, 4) los turistas. Si un día te sentaras junto al murmullo y le acariciaras las orejas, le dijeras palabras lindas, le dieras un pedazo de pan, murmullo se iría contigo, serías su Scarlett Johansson.