Ir al contenido principal

de plata

Ayer tarde fui a ver a Giulia, curiosamente, los veranos de su infancia están a menos de 5 km de los míos. Ella también tiene amigas aquí, como yo, y también se han hecho mayores.

Estuvimos en su playa. Los toldos a rayas azules y blancas me recordaron a Muerte en Venecia de Luchino Visconti. Algo decadente, sí... Las nubes empañaban el cielo y el mar estaba revuelto pero no demasiado.
- Hoy el mar parece cemento -dije yo-
- No, parece plata... - dijo Giulia-

Por lo que se ve, mi visión de las cosas no es demasiado brillante. No estoy de buen humor. Me da un poco de rabia que Giulia se vaya de vacaciones a Italia sin mí...acompañada de su amor platónico, no, perdón, su ex amor platónico. Esta última aclaración me deja mucho más tranquila.

Lo cierto es que no quiero saber nada de Giulia durante los próximos siete días. No quiero que me llame para contarme lo bien que se lo está pasando en la Costa Amalfi y lo mucho que se está acordando de mí. Ciao bambina.

Va a resultar que soy celosa, absorbente, egoísta, inmadura, insegura. Ecs, qué rabia ser así. Voy a tener que nadar mucho esto días.

Comentarios

  1. Estoy de acuerdo con todos los comments.
    CAMBIANDO DE HALOSCAN A BLOGGER
    ----------------------------------

    Amar es participar de la felicidad del otro... de las cosas bonitas que le pasan... y que el otro cada vez que ve una puesta de sol, come un limon, oye una cancion... se acuerde de ti y tenga ganas de compartirlo con la persona que quiere.
    Es, al menos, lo que me pasa a mi.
    SummerGirl | Homepage | 08.17.05 - 7:19 pm

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Deja tu mensaje