Ir al contenido principal

CAPÍTULO I. SAILOR OJOSNEGROS



Sailor Ojosnegros se arrancó la medalla que llevaba al cuello. La miró por última vez, dijo algo que nadie oyó, y la tiró al mar.

Tiene los labios rojos y un nombre tatuado en la nuca.

A lo lejos, un puerto y una ciudad.

Comentarios