12/8/18

Bajé las escaleras y de dos en dos



Ayer le di la bienvenida a la melancolía estival de madrugada, mientras bajaba por la calle Girona en bici, el aire fresco, los semáforos en verde y la menstruación estallando por dentro en rojo. Sangre.

Por un lado, creo que el reciente final de intento frustrado de "relación" me afectó un poco, aunque fuera decisión mía no continuar. Y por otro, tener citas de tinder de esas en las que ves/sientes/intuyes/percibes que no vais a ninguna parte... tampoco es que sea un planazo. Siempre me acuerdo de la pava esta que dice "eres mayor cuando te das cuenta de que el queso es caro y de que todo el mundo se droga". Acertaba más antes, años atrás, cuando la gente no se ponía foto de cara en las apps y hablaba con ellas porque me gustaba el fotograma, canción, libro, o lo que fuera que hubiese escogido tal persona como tarjeta de presentación. Acertaba más entonces cuando no tenía en cuenta la cara, pero sí sus gustos y posibles afinidades.

Llegué a casa, me senté en la terraza a ver si veía alguna estrella fugada (solo vi aviones) y empecé a rememorar amores de antes, mi recuerdo ideal de aquellas personas por las que sí sentí algo especial. Y las mezclé a todas. Un rato esta, un rato la otra y me hice preguntas, una especie de cuestionario:  ¿con quién me quedaría ahora? ¿con cuál de ellas dormiría esta noche? ¿con cuál me iría de vacaciones en septiembre? ¿con quién me besaría apasionadamente en el local tras un ensayo? ¿con cuál de ellas me iría mañana a la playa? ¿con cuál me haría un tatuaje? Etcétera. Seguro que a mi terapeuta le encantará saber que me hago estas pajas.

Que no, que ha sido un momentito solo de bajada y aquí no pasa nada. Naranaraaa naraaa naraaaa...

2 comentarios:

  1. A veces siento alguna tentación de hacerme tinder o alguna app de esas, pero al final sigo resistiéndome. Creo que me haría sentir todavía más vacío y frustrado. Antes Blogger molaba, porqué en ningún caso te planteabas nada más allá de ser el sitio donde vomitar tus miserias, y acababas conociendo a gente realmente interesante en carne y hueso. Sin fotos, simplemente porqué sentías que conectabas o tenías afinidades. Mucho más puro, natural y efectivo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te doy toda la razón del mundo, de blogger ;) Sedeta? ;)

      Eliminar

Deja tu mensaje secreto.