Ir al contenido principal

En otra parte

Tus fotos no han perdido color ni se guardan en los cajones, siguen en las mismas paredes, pero ya no me veo. No me encuentro, ni sé de esa playa que se vé al fondo. Alguien me quitó de ahí. No sé si debo buscar a La Lejana,o a Alina Reyes en el Bestiario de Cortázar. Porque en otra parte, sigo despertándome a tu lado, pero helada.
Y no sé si recuerdas mi voz, no sé si aún me pides canciones, no sé si lloramos juntos entre las sábanas y me pides que te explique por qué te escribo cartas. Peró aquí, en esta parte, he dejado de creer, por gastarte, por beberte de golpe, por besarte sólo porque siempre te besaba. Me meciste tanto...
que me dormí.

"Le pareció que dulcemente una de las dos lloraba. Debía ser ella porque sintió mojadas las mejillas, y el pómulo mismo doliéndole como si tuviera un golpe. También el cuello, y de pronto los hombros, agobiados por fatigas incontables. Al abir los ojos (tal vez gritaba ya) vio que se habían separado. Ahora sí gritó. De frío, porque la nieve le estaba entrando en los zapatos rotos, porque yéndose camino de la plaza iba Alina Reyes lindísima en su sastre gris, el pelo poco suelto contra el viento, sin dar vuelta la cara y yéndose."(de Lejana, en el Bestiario de Julio Cortázar)

Comentarios

  1. Gracias por todos los poemas, pero especialmente por este. Lo amé por primera vez hace mas de cinco años cuando lo descubrí. Hoy, que el tiempo ha pasado tanto y tan cruel, lo vuelvo a leer y se me hace tan triste y cercano como en aquellos días. Gracias por eso.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Deja tu mensaje