200 lomos, 200 pinchos y 70 chorizos


Devendra Banhart "Für Hildegard von Bingen" from Isaiah Seret on Vimeo.



Salgo de casa escuchando a Devendra. Cruzo la calle, la gente sube del metro, el sol se estrella en las fachadas. No tengo tristezas en el corazón porque lo tengo limpio como una patena de plata con la luna reflejada. Amo a tres o cuatro personas y a una actriz de dudosa reputación; puede que alguna me ame a mí. Un 26 de febrero de hace ocho años me enamoré y fui inmensamente feliz. Y ese día me desperté, me vestí, me peiné, desayuné y no sabía qué me iba a enamorar por la tarde, pero me puse lentillas.  Nadie recuerda las horas antes de enamorarse. Las lentillas graban lo que pasa durante el día, pero son desechables. Ya puedo andar por casa con las luces apagadas sin chocarme con nada. En mi memoria ya existen unas paredes y unas puertas y unas habitaciones que antes no estaban. No recuerdo cómo me desnudaron la última vez, puede que me desnudara yo, pero no estoy segura. Mi hermana postiza ha organizado una barbacoa  y se han apuntado 67 personas y eso que no tiene facebook. Tú sabes, sis, me decía ayer por teléfono, la locura que es ir a la carnicería y comprar 200 lomos, 200 pinchos, 70 chorizos, todo esto me está superando, la gente quiere codornices, y yo lo que quiero es estar en mi casa, con mis libros.

Yo quiero comprarme un ukelele. Ir al Faro de Gata. Cantar canciones bonitas.






Comentarios

  1. Llevo un tiempo leyendo tu blog, o al menos las últimas entradas, y me gusta mucho. No sé cómo llegué a él, pero el caso es que me enganchó. Y desde amante bandido soy fan. Un saludo
    Pd: cómprate el ukelele PERO YA.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué alegría Hamlet! Perdona mi retraso al contestar. Gracias por leer el blog. Saludos

      Eliminar
  2. jajaja no hay por qué darlas. Sigue escribiendo. Siempre. Un saludo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Deja tu mensaje