Ir al contenido principal

Amistad

Noche de vino y whisky con P y E, que más puedo pedir. Nos hemos hecho una pregunta. Si pudieran concederte un deseo, ¿cuál sería? El mío estaba claro. El de E tambén. P no lo sabe. 

Es nuestro mundo. Y está bien.

Comentarios

  1. Anónimo10:40 p. m.


    Oh…ahora me siento como una lectora fisgona en la vida ajena preguntándome…¿cual será el deseo que pide Paola Vaggio?

    Es extraño esto de los blogs. No conoces a alguien, ni sabes la cara que tiene, ni su nombre verdadero ni si nos hemos cruzado casualmente en la parada de metro de Urquinaona…y, sin embargo…un día te sorprendes a ti misma preguntándome por los deseos de esa desconocida Paola mientras lees un post suyo de madrugada…

    En defensa mía, hace tanto tiempo que te leo que cierto modo, te conozco más que al portero de la oficina que me saluda sonriendo cada mañana…(¿será feliz el portero o solo es una fachada? ¿se sentirá satisfecho con su vida? ¿querrá a su mujer o han sucumbido al tedio y la rutina? ¿cual serán su anhelos y sus sueños? )

    Besos. Y suerte con el deseo. 2016 será el año en que se cumpla, ya verás.

    G

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. hola G, para mí también es curioso que alguien deje comentarios y le pueda interesar lo que cuento :) Muy posiblemente nos hemos cruzado en Urquinaona, o en el pasillo de la amarilla, y yo tampoco sé quien eres tú... en fin, algo curioso. Mi deseo es posible, aunque no siempre se da. Y haga ahí puedo leer.

      Eliminar
  2. La putada con los deseos es que casi nunca se cumplen como teníamos pensado. Igual ya se te ha cumplido y ni te has enterado.
    Abrazo!!!!

    ResponderEliminar
  3. Yo deseo desear. Forever and ever

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Deja tu mensaje